martes, 22 de noviembre de 2016

                    VOZ DE LA CENIZA

Ceniza extirpada de la luz,
suspendida y ambigua,
me impones caminar por el abismo
y jamás te ocultas
cuando penetro laberintos de vacío
y los macizos
continúan
deshabitando en su materia la sombra.
Cuando me sientes
atacando todo lo concreto
entre nervaduras de infinito y de misterios,
me vigilas desde la inmensidad
y aguardas a que pregunte inmisericorde
crispado de ansia
por la inquietante magnitud de lo innombrable
a la profunda espiral de tu voz.

                             22-noviembre-2016