martes, 23 de septiembre de 2014

Segunda mitad de la condición de obra
Incineraran la primera mitad
Anhelo
Ciegos de los cielos
Brotando abismo
Aniquilación en presencia
de sonido absorto roce suscitado
La cicatriz de cabelleras abriese el suelo
de suturas desierto
Helado en las leyes de la creencia
Matorrales granates del martirio sobrecogiesen
el aullido alto en monturas de lava
Torso de nervaduras tristes como cráneo violeta
Irguiéranse los restos perforados de lo incierto
para bocas de vidrioso acompasar
en la inmensidad subterránea de las sepulturas
Pétreo mar de añil terruño en los muslos
Confitase gemidos de sexo petrificado
Escarlata fondeadero de las disputas del horror
Cercenaran la pura orilla los pedazos sordos de surcos en vilo
Crucifixión reagrupada en el archipiélago de la conmoción
Intocable cántico genuflexo de espiral pútrida
oscilara el ir de lo inoible
en el esparto de alabanzas desvariadas
Espigas de la estación los trenes aplastasen
El perdón de la caverna vive en los vagidos del filo
Consistencia de espuma en los lamentos
el criminal a bordo relevara en óxido de cataratas
como caridad tras las algas y la destilación de consciencia
Piedras naranjas vertidas en restos de estructura
años maldicieran que el difunto niega a la materia
Presenciara el muro renuncia
de un sorbo a cordilleras medulares
para que las alas en la gótica espada
deseen estampar la impronta de alma derretida
La malla del soneto renaciese exactitud
que la cuarteada avenida del pecho
no en la fe la hoz piensa de su poder delincuente
Taxidermia a la llama permutase de los símbolos el códice
Ventisca fónica sometida a desconcierto
en la fibra de bosque en perenne espinado
Retina de cólico plata frenara el diapasón de los muertos
recios como un ancla sumida en bronce de letanía
para el invertebrado desasosiego umbilical
No más prismas vírgenes que atraviesen la respiración
ni conductos que circunden el jardín de nostalgias
Suscitara disonancia la roca en las llaves
como camino que la razón aminora de sacramentos
cuando la constelación de la locura
entra en ebullición y traspasa las notas rutilantes
Recordasen la brisa geranio en la capa de infiernos
que los matarifes enajenados mutilan
en la indómita oquedad de delirios mortuorio
Garras en los torsos de las pasiones
falsificaran zodiacales abscesos que la prevaricación
de lo antagónico fecunda con garrote vil
Castigara así la urticaria de las vanidades
capital principesca de lo eterno
esa desintegración inerte que a tragos armónicos
deglute la aniquilación y los hospicios de los sentimientos
Demente agonía de la esperanza maniatada
mojase mensajes en las salidas procelosas
Cesar de las esencias
Otredad entrecortada
Se evadieran en las runas los relámpagos
Los telúricos aletazos de los trisqueles
Seno de desvanecido infinito
Alud juvenil abrazo de la transformación
Cancelaran rosaledas en los trajes
Grabados rechinantes de la resistencia
Pianos de metal imaginario
Polvo de las losas
                               2-agosto-2012