miércoles, 24 de septiembre de 2014

Podrida manzana en las ramas triviales de la genuflexión
Arrogante gusano de los arroyos celestiales
Abierta mosca de las camelias en los estómagos
Aún implora la boca del agua el algodón
La república de la hoja
Una sinestesia en las modulaciones a contraluz
Dérmico vigor de las aves precabidas
Primera construcción antes del alambique
Colonizador de los sinónimos de hielo
Cumbre cruel del ardor de soslayo
No es precisa la insinuación antes de la cosecha
Ni el paraguas después de la agresividad
El montículo merma pues la opresión cambia
Jamás burla la dilatación el afecto nativo
Ni la nuez horaria es vástago de la inocencia
Silvan las miniaturas de oxígeno
El desafío minotauro aguerrido en las ruinas
Los bordes de hierro forjado no consideran la ebriedad de la piedra
Engulle los pastizales la espada rumiante
La termita aplasta la respiración de los orfebres
Hay estaño en el empeño de los mercenarios
                             26-septiembre-2012